Para que el turismo se desarrolle, un país y particularmente los negocios de todo tipo de los balnearios, hoteles y hasta en las ciudades, se necesita personal capacitado y amable para atender a los turista, no sólo orientándoles de las bellezas del lugar y del país, sino también de las comodidades que allí se ofrecen.

Hay estudiantes que «se rifaron» solos en la presentación de su proyecto

Los estudiantes de Primer Año de Administración Turística y Hotelera de la Facultad Regional Multidisciplinaria de la UNAN-Managua (UNAN-FAREM Chontales), hicieron una exposición de maquetas de simulación de hoteles de playa y de montaña, demostrando sus habilidades que van adquiriendo para el desempeño de esta profesión.

También que donde lleguen a trabajar pongan en alto a su facultad y la UNAN-Managua, siendo profesionales de alta calidad y con disposición en el trabajo.

El sueño

Pero sobre todo con el sueño de que también puedan abrir su propio negocio turístico algún día, trabajando en sociedad entre los compañeros que se gradúen en la universidad en esta profesión o con personas ligadas al turismo y los negocios en el país.

Otras trabajaron en grupos y muy entusiasmados

En efecto, la meta de la universidad no es formar profesionales para ser empleados de otros, sino que generen su propia empresa.

Esa es la meta, nunca se sabe. Los grandes negocios en el mundo los han comenzado personas con ideas nuevas y con decisión, algunas surgiendo desde los garajes o en pasillos de las universidades, intentando una y otra vez hasta que el negocio despegó y se hizo un poder económico nacional o internacional.

Todos los estudiantes expresaron que tienen grandes metas para cuando concluyan su carrera

 

¡A la libertad por la universidad!